2019 reportó un 35% menos muertes en carretera vinculados al abuso de la velocidad

0
115

El 2019 no solo reportó 5 muertes menos en carretera, respecto al año 2018, sino que también tuvo reducciones significativas en algunas situaciones, como el número de heridos, la cantidad de accidentes atendidos y de personas fallecidas en situaciones vinculadas a factores de riesgo como el abuso de la velocidad.

Así, explicó el Director de la Policía de Tránsito, Lic. German Marín Sandí, el año pasado reportó 79 fatalidades vinculadas con el exceso de velocidad, 43 menos que en el 2018, lo que representó una reducción del 35%.

Para el funcionario, estas cifras son positivas desde cualquier óptica, ya que, en el 2017, murieron 131 personas relacionadas con este tema, así como las 131 del 2016 y las 119 del 2015. Es decir, por primera vez, en cinco años, se logró bajar del centenar de decesos por este factor de riesgo, incluso un 21% por debajo de los 100 decesos, algo que parecía imposible con las tendencias de los últimos años.

Asimismo, en el 2014, la cifra llegó a 127 fatalidades y en el 2013, el último año en que se reportaron menos de 300 decesos en carretera (294), las muertes relacionadas con la velocidad fueron 87.

“Aunque parecen simples estadísticas, si tomamos en cuenta que en los últimos cuatro años hemos superado los 400 decesos, el hecho que en el 2019 bajara a 79 la cifra de fatalidades vinculadas con el abuso de la velocidad, incluso por debajo del 2013, cuando murieron menos de 300 personas, es a todas luces un resultado muy positivo, más cuando esta conducta había sido históricamente la que más vidas cobraba año con año” recalcó Marín.

El abuso de la velocidad se ubicó en el 2019 como el tercer factor de riesgo de muerte, detrás de la imprudencia del conductor (105) y la invasión de carril (92). El 2019 fue el primer año, desde el 2005, en el que el abuso de la velocidad no es el principal factor de riesgo de muerte en carretera.

El Director de la Policía de Tránsito espera que estos resultados sean consecuencia de actitudes más prudentes de los conductores, aunque el aumento de 22 a 30 decesos por alcohol al volante del 2018 al 2019 deja algunas dudas.

Otra hipótesis de Marín podría estar encaminada al aumento de las acciones policiales en carretera, vinculadas a operativos de control de velocidad. Solo para las labores de Navidad se establecieron 37 operativos para controlar este tema.

Menos accidentes y heridos.

El año pasado también registró una reducción en el número de heridos en carretera, con 12.771, es decir, 502 menos que los reportados en el 2018.

De igual manera, la Policía de Tránsito atendió 1.988 accidentes menos, al pasar de 87.647 en el 2018 a 85.659 el año anterior.