CCSS ha ejecutado más de 64 mil millones de colones en la atención de la pandemia covid19

0
51

Autoridades aprobaron 85 mil millones de colones para el Fondo de Contingencia.

La Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS) ha invertido 64. 189 millones de colones de su fondo de contingencia para la atención de la pandemia covid-19 al 21 de agosto de 2020, informó la licenciada Karen Nájera Rodríguez, jefe de la subárea de Formulación y Modificaciones Presupuestarias.

Nájera Rodríguez informó que esto representa una ejecución del 75.5 por ciento. La institución cuenta con un disponible de 20.810 millones de colones y está en trámite un presupuesto extraordinario para reforzar este fondo en 40 mil millones adicionales.

Con estos fondos adicionales, dijo la funcionaria, se podrá atender las estrategias y necesidades futuras que se van generando, teniendo presente que la Institución declaró la situación de emergencia dando prioridad a la atención de la pandemia, tanto en los servicios como en la asignación de recursos financieros, por lo tanto, en caso de requerirse la Institución estará en la disposición de reforzar con más recursos este fondo.

La CCSS dispone de un Fondo de Contingencias desde el año 2016 creado para asegurar la continuidad de la prestación de servicios de salud a la población y hacer frente a la imprevisibilidad de riesgos de diversa naturaleza.

La Junta Directiva aprobó una reserva para contingencias en la sesión 8855 del 21 de julio de 2016 con la intención de proveer a la institución de recursos para la gestión de operaciones de respuesta y recuperación durante y después de un suceso, incidente o desastre.

Desde el 2016 se dispone de este Fondo que se ha venido utilizando para atender diversas emergencias como lo han sido: las inundaciones por el Huracán Otto, el Huracán Neith, inundaciones de infraestructura institucional y garantizar la continuidad de los servicios ante movimientos de huelga.

La fuente de financiamiento de estos recursos proviene de excedentes de periodo anteriores y de los ingresos corrientes, indicó Nájera Rodríguez.

“La Junta Directiva definió un monto en el 2016 que progresivamente fue aumentando y que al 2020 debía llegar a los 45 mil millones de colones”, explicó la funcionaria.

Añadió que producto de las necesidades de la atención de la pandemia fue necesario reforzar el fondo con 40 mil millones de colones adicionales que fueron aprobados por la Contraloría General de la República.

A esto se sumaría el presupuesto extraordinario que está en trámite con lo cual se está asignando para esta pandemia un total de 125 mil millones de colones.

La funcionaria indicó que este monto podría a futuro nuevamente ser revisado por la Junta Directiva según el comportamiento de la pandemia y los requerimientos para su atención.

Ejecución de fondos para atención covid-19

Karen Nájera explicó con el refuerzo de los 40 mil millones de colones permitió la atención de diversas necesidades como la reconversión del CENARE al CEACO y la dotación de equipos de protección personal (EPP), así como la compra de reactivos y pruebas.

A la fecha de los 85 mil millones de colones, se tiene un disponible de 20.810.9 millones de colones. Y como se indicó, en este momento está en trámite un presupuesto extraordinario para reforzar este fondo en 40 mil millones adicionales.

“La inversión que se ha realizado por mes hasta lo que llevamos de agosto, refleja, un incremento paulatino según la ampliación de los servicios que ha tenido que realizar la institución y la evolución de la pandemia”, afirmó.

Detalló que en el mes de abril se registra un monto importante de ¢30.534.3 millones asociados entre otros a la conversión del Cenare al CEACO y las primeras compras importantes de EPP y en el mes de julio también se refleja el esfuerzo de inversión por la suma de ¢17,600.2 millones de recursos en compras relacionadas también a EPP, pruebas y reactivos para covid-19.

Los recursos se han invertido principalmente en: materiales y suministros un 54.9 por ciento para la compra de Reactivos, pruebas de diagnóstico, batas, mascarillas, entre otros.

En equipamiento un 25.6 por ciento para la compra de ventiladores pulmonares, aspiradores, videolaringoscopios, monitores de signos, entre otros.

Un 15.2 por ciento se ha destinado a remuneraciones, como el pago al personal que está atendiendo la pandemia en la atención de los diferentes servicios.   Y 4.3 por ciento se ha dedicado a otros rubros básicamente en mantenimientos, subsidios, entre otros.

Administración financiera transparente y buen uso de los recursos.

La funcionaria responsable de la subárea de Formulación y Modificaciones Presupuestarias manifestó que el uso de estos recursos se hace de manera transparente y apegada a la Ley de Administración Financiera y Presupuestos Públicos, las Normas Técnicas de Presupuesto Público de la Contraloría General de la República, así como la normativa Interna Institucional.

Para ello la gerencia Financiera cuenta con un Manual de Procedimiento que establece los requisitos para el acceso y disposición de estos recursos del Fondo de Contingencia.

Además, la Administración estableció una herramienta de información oficial de registro y control de los recursos asignados y las unidades periódicamente deben presentar un informe de rendición de cuentas de los recursos asignados.

A esto se debe sumar, que estos fondos también están sujetos a la fiscalización de los órganos contralores competentes de esta materia.