¡Cuidado! la ropa muy apretada puede ser peligrosa.

0
276

Si constantemente tienes dolor de estómago, duras mucho en hacer la digestión o tienes más gases de lo normal. Estos síntomas te pueden estar dando una alerta , de la ropa que usas. Ya sea una faja para bajar de peso o unos jeans demasiado apretados.

Estudios científicos han demostrado , que llevar de forma habitual ropa muy apretada perjudica tu aparato digestivo y mucho más.

  1. PUEDE SER EL ORIGEN DE TU DOLOR DE ESPALDA

El roce constante de llevar unos pantalones muy pequeños e incluso un brazier demasiado apretado,puede irritar alguno de los nervios de la espalda, lo que acaba generando dolor.

También impide que los músculos de la espalda se muevan con naturalidad. Tu cuerpo acaba compensando como puede y eso favorece las contracturas.

  1. LA ROPA APRETADA ENVEJECE TUS CÉLULAS

Vestir con prendas que compriman la zona de la tráquea o los pulmones, dificulta la respiración diafragmática, según un informe estadounidense.

Esto puede hacer que llegue menos oxígeno a tus células, lo que facilita el envejecimiento prematuro.

Tu cerebro también nota esta falta de oxígenoy una de las consecuencias es que te cuesta más concentrarte, tienes menos agilidad mental, tu memoria falla.

  1. PROVOCA ESTREÑIMIENTO

Si tienes problemas de estreñimiento y sueles llevar ropa muy ajustada, difícilmente solucionarás el problemasin cambiar de vestuario.

Ten en cuenta que la correcta movilidad de los intestinos es básica para la evacuación de las heces.Así que todo aquello que dificulte ese movimiento acabará provocando estreñimiento.

  1. TAMBIÉN ORIGINA DAÑOS EN LA PIEL

Además de enrojecimiento y roces en la piel, las prendas muy apretadas favorecen la acumulación de sustancias de desecho y la retención de líquidos, principales causas de la  celulitis.

  1. AUMENTAN LAS INFECCIONES DE ORINA

Unos pantalones muy apretados favorecen el paso de bacterias del ano hacia la zona vaginal, lo que aumenta el riesgo de infecciones tanto en esta zona como de orina.

Además, la ropa ajustada también aumenta el calor y la humedad en el área genital, convirtiéndose en un ambiente ideal para la proliferación de hongos y bacterias.

¿QUÉ SE CONSIDERA «ROPA DEMASIADO AJUSTADA»?

Según la Fundación Española del Corazón, se considera que una prenda es muy ajustada cuando:

  • No te deja realizar los movimientos de forma natural, ya sea agacharte, estirar los brazos… o te obliga a mantener el estómago apretado , tanto que te cuesta respirar.
  • Después de llevarla unas horas te deja marcas en la piel.
  • Sientes hormigueo o entumecimiento en algunas partes del cuerpo como manos, pies…
  • Notas dolor en el bajo vientre o en las lumbares tras llevar varios horas tus pantalones.

Si detectas cualquiera de estas señales, está claro que tus prendas deberían ser más holgadas.