Si le decomisan el vehículo en receso de fin de año tendrá que esperar hasta el 6 de enero para retirarlo

0
143

Adicionalmente al pago de las multas, los conductores que se les decomise el vehículo deberán pagar por cada día de custodia

Quienes cometan faltas que impliquen el decomiso del vehículo, de la licencia o de las placas durante el receso de Navidad y fin de año, podrán iniciar sus trámites de devolución hasta el lunes 6 de enero.

Esta situación se da como consecuencia de que el Consejo de Seguridad Vial (COSEVI) se acogerá al receso de fin y principio de año, establecido por el Gobierno y que será entre el viernes 20 de diciembre, como último día laboral, y el lunes 6 de enero, cuando se reanuden las labores.

Así, quien pierda el viernes 20 las placas de su vehículo, por mal estacionamiento, por ejemplo, tendrá que esperar hasta el 6 de enero para iniciar el proceso para la devolución. Una de las conductas sancionadas de forma más frecuente es el estacionamiento indebido, que en lo que va del año supera las 30.000 boletas.

El Director Ejecutivo del Consejo, Edwin Herrera, explicó que, adicionalmente al pago de las multas, los conductores que se les decomise el vehículo deberán pagar por cada día de custodia, además del costo del acarreo del vehículo al plantel.

El trámite para devolución de placas o vehículos retenidos se realiza mediante cita previa, el espacio debe agendarse desde el sitio web oficial del COSEVI,  www.csv.go.cr .

Una de las áreas con más visitación, en el COSEVI, es el Departamento de Atención Servicio al Usuario, que comprende las oficinas de infracciones, impugnación de multas, devolución de placas, de vehículos y de licencias.

Impugnación

Si a una persona se le multa a partir del viernes 20 de diciembre, tendrá 10 días hábiles para impugnar, si lo estima necesario.

Así las cosas, su primer día hábil correrá a partir del 6 de enero, de ahí que podrá apelar incluso el viernes 17 de enero, como fecha máxima.

Las personas solo deben impugnar cuando estimen que fueron sancionados de manera injusta con la prueba respectiva. Las multas de Tránsito prescriben en siete años con la actual Ley de Tránsito, por lo que, en caso que el argumento no sea de recibo, lo más que logrará hacer el infractor es postergar el pago de la multa, pero para renovar la licencia tendrá que pagarla, incluso hasta con intereses, en algunos casos.